[Reseña] El Camino: A Breaking Bad Movie (Netflix)



Vince Gilligan ya demostró con Better Call Saul que no tiene intención de volver a su gallina de huevos de oro solo para seguir exprimiéndola hasta la muerte. BCS está a la misma altura sino incluso supera a su serie antecesora. No tenia razón para temer que esta película sea la excepción, excepto por un motivo…

Esto va a sonar peor de lo que pretendo, pero Aaron Paul no ha tenido la mejor carrera pos Breaking Bad. Estoy seguro que a este punto ni recordabas que hicieron una película de Need for Speed y como un televidente de The Path, la serie que seguí más que nada para ver como seguía el camino de tanto Hugh Dancy (Después de Hannibal) como él, debo decir que no salí muy impresionado.

Pasado pisado, Paul

Después de ver El Camino, ahora estoy convencido que Aaron Paul solo tuvo mala suerte en los roles que eligió, o nadie estuvo a su lado para realmente sacarle jugo a su actuación, porque nadie podría volver 6 años después a ponerse la máscara de Jesse Pinkman y romperla de esta forma sin talento. Si me pongo de psicólogo de segunda podría pensar que el actor necesitaba esta película para despedirse del personaje tanto como Jesse Pinkman necesita un final en esta historia.

La película nos mostrará justamente eso, Jesse nos llevará por las horas críticas luego de que él se largara con el auto, y durante esto veremos caras conocidas, lugares conocidos y problemas que continúan de Breaking Bad. Hicieron tan buen trabajo con la serie original en llenar el universo del contrabando que solo tuvieron que volver a jugar con los mismos juguetes en esta secuela. Para lo demás, fueron usados unas cuantas escenas de Flashbacks que no se sienten metidas porque sí sino que desarrolla más la información que teníamos antes y se sienten que podrían tranquilamente ser parte de las primeras 5 temporadas. Temí que muchos flashbacks podrían considerarse Deus ex machina para la trama pero no son muchas y considero que cada es una buena adición a la trama.

La mayor hazaña de estas 2 horas de película es que logra mantener el suspenso de principio a fin, cambiando los riesgos y las metas cada tanto para mantenerte al filo de tu asiento. La dirección sigue el mismo estilo y calidad que con BB y BCS dándonos múltiples tomas hermosas y llenas de contenido. Las canciones elegidas también tienen el mismo sabor que conocemos.

6 años después, como si hubiera sido ayer…

6 años después, esta producción es la misma que hubiera sido si esta fuera una película recién encontrada de esa época. Ya se que en ciertos puntos, 6 años no es mucho tiempo como para estar tan sorprendido de eso, y con Better Call Saul, uno podría decir que Breaking Bad nunca nos dejó realmente. Aún así, 6 años después es toda una vida en cuestión de como creció el entretenimiento televisivo. Y con al menos un gran ejemplo de una serie enorme que terminó este año resbalándose y muriendo antes de llegar a la meta, Vince Gilligan y su equipo nos muestran que solo escuchando a sus personajes, alguien puede terminar una serie de forma ideal, hacer un Spin-off a la altura, e incluso retomar al final que ya nos dejó satisfechos, y hacerlo incluso mejor.

Me encanta que incluso hayan dejado algo de misterio en vez de escupir el asado a los flashforward que están mostrando en BCS, dejando la puerta abierta para que desde esa serie se cuente incluso otro lado más de esta historia.

Conclusión

Ya siendo fan de la serie y siguiendo al Spin-off, es difícil ver a esta película como solo eso. No puedo decir que alguien que quiera empezar esta franquicia desde acá va a pasarla bien, cuando sí podría decir que alguien puede disfrutar tranquilamente de Better Call Saul sin ver Breaking Bad. Y para quienes vieron BB, claramente no necesitan mi consejo para ver El Camino. Seguramente ya la vieron. Lo que si puedo decir es que por mi dinero, esta es mi película favorita del año. Y viendo las reseñas que hice anteriormente, vi varias muy buenas. Super recomendada.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: